Tomado de www.adelante.cu

Camagüey,-A las puertas del año 2012 la provincia se ubica como la primera del país, solo antecedida por la capital, en la cantidad de diabéticos con úlceras en sus pies (UPD) que reciben la aplicación del Heberprot-P, quienes ya completan la cifra de 500.

Si se toma en consideración la cantidad de pacientes incluidos en el uso de este producto cubano y la comparamos con la del año precedente nos encontramos con un número muy por encima y también que sobrepasa el 50 % del potencial de pacientes.

Este medicamento que ha cambiado de una manera eficaz las esperanzas de los aquejados de esta dolencia y también las perspectivas médicas ante situaciones que en la mayoría de los casos llevaban a los enfermos a ser amputados de alguno o de ambos miembros inferiores, ha prendido en los profesionales de la Salud camagüeyanos por esa tradición indiscutible que figura en la especialidad de Angiología y Cirugía Vascular.

Las áreas de Salud se han integrado al proceder médico, con sus enfermeras y podólogos muy bien adiestrados, y de ahí la apropiada interrelación entre la atención primaria y secundaria de Salud.

Es un hecho demostrado que este medicamento producido en Cuba, y altamente costoso, es el único en el Mundo de su tipo, y ha abierto una nueva expectativa porque la tasa de amputaciones puede reducirse a un nueve por ciento tanto nacional como internacionalmente. Sin la aplicación del
Heberprot-P la literatura médica recoge entre un 60 y un 80 por ciento de mutilaciones de miembros inferiores por encima o debajo de la rodilla en las personas con UPD.
El hospital universitario Manuel Ascunce Domenech ocupa el quinto lugar en el país por el número de nuevos pacientes integrados al uso del producto en el 2011, lo cuales ascienden a 190.

En nuestra nación este medicamento está al alcance de todo necesitado y es inyectado intralesión, con la ilusión de curar en una etapa entre los 56 y los 120 días.

Cada vez son más los países que solicitan este producto ya aplicado en 18 centros de los que agrupan la Unión Europea  y es comercializado en casi 20 naciones.

De cualquier manera lo fundamental es que el diabético conozca acerca de su padecimiento, cómo mantener una dieta adecuada para prevenir las descompensaciones y cómo evitar las lesiones en sus pies.

Vistas: 10

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Blogueros y Corresponsales de la Revolución para agregar comentarios!

Únete a Blogueros y Corresponsales de la Revolución