Katia Monteagudo
  • Ciudad de La Habana
  • Cuba
Compartir Twitter

Amigos de Katia Monteagudo

  • Sonia Juana Castillo Cabreja
  • Katia RUIZ
  • Rafael Cruz Ramos
  • JM Álvarez
  • Daniel Ruiz Piriz
  • Marco Cantos
  • Norelys Morales
 

Página de Katia Monteagudo

Información de perfil

¿tienes un blog? Si tienes escribe la url
No


ENERGÍA EÓLICA

Tras los dones de Aumatex

El programa de desarrollo de esta energía deberá aportar para el 2020 más de 500 megawatts a la producción de electricidad de Cuba

Por: KATIA MONTEAGUDO (nacionales@bohemia.co.cu)



El ingeniero José Fernández, especialista principal de la brigada de mantenimiento del parque eólico Gibara I, dice que le echaron un mal de ojo. “En 120 años de estadísticas meteorológicas, nunca se había registrado aquí un huracán como el Ike”, comenta, y observa detenidamente los seis aerogeneradores que componen el campo.

“Las torres y las aspas resistieron las rachas de los vientos que llegaron a medirse en 197 km/hora. Realmente los daños lo causaron las penetraciones del mar”, explica, mientras prepara las herramientas con que repara las averías de las máquinas.

“Esta tecnología desde que comenzó a explotarse dio pruebas de su valía. Desde la arrancada hasta la llegada del Ike, el parque generó más de siete gigawatts. Eso representa el 30 por ciento del consumo del circuito de La Caridad, que es el que alimenta a nuestra zona. Estos equipos pueden ahorrar al país cien mil CUC (pesos convertibles cubanos) mensuales, por no gasto de combustible, calculado según el precio al que CUPET le vende el diesel a los grupos electrógenos”, comenta.



El trabajo desplegado en los meses siguientes contribuyó al restablecimiento de la línea eléctrica y la recomposición de otros elementos afectados, aunque aún quedan por solucionar componentes electrónicos y materiales gastables, como grasas y lubricantes.

José García Serra, operador, aún no olvida los días del ciclón. Nunca imaginó que el mar podría colmar los recintos donde se agrupan componentes electrónicos esenciales para el funcionamiento de las seis máquinas. El golpe afectó a cuatro de éstas. A más de un año del paso del devastador huracán, el parque sigue generando electricidad con solo dos molinos.

Los trillizos malditos

Solo la fuerza del cacique Aumatex, el Rey de los Vientos, apacigua y controla, como cuenta la leyenda, los ánimos irascibles de tres deidades aborígenes, que aún vagan por los mares del Caribe, y, año tras año, suelen asolar a la región como eterna venganza de la Madre Natura.

Pero los dones del poderoso monarca aborigen, no solo sirven para restituir el orden tras el paso de Guabancex, Guatahubá y Coatrisquie. Sus poderes han servido, como los del dios griego Eolo, para desarrollar en el país una energía mucho más benigna para el medioambiente y de menos costo para los modestos bolsillos de esta isla antillana.

Desde mediados del 2005, Cuba desarrolla un nuevo paradigma energético. Como parte de la nueva estrategia, denominada Revolución Energética, en septiembre de ese mismo año creó el Grupo de Trabajo para el Impulso de la Energía Eólica.

Al concluir el 2006, el país contaba con un mapa eólico nacional, que ya tiene una segunda actualización. En esta última se señalan 32 zonas para la generación de electricidad mediante el viento; ocho se localizan en la región oriental. Solamente en las costas de la provincia de Holguín, sacar tajada de los dones de Aumatex, reportaría un potencial eléctrico de alrededor de 500 megawatt/hora.

Expertos del Ministerio de la Industria Básica (MINBAS) trabajan en un programa de desarrollo de esta energía hasta el 2020, el cual deberá aportar más de 500 megawatts a la producción de electricidad, de un potencial calculado conservadoramente en unos dos mil megawatts.

Actualmente hay tres proyectos importantes para el aprovechamiento de esta fuente renovable. El parque Los Canarreos, en la Isla de la Juventud, con 2,10 megawatts instalados y ya en operaciones, y otros dos en el municipio Gibara, de la provincia de Holguín, en el oriente del país. En la lista planetaria de países con potencia instalada con esta fuente de energía, Cuba ocupa el puesto 61 y la séptima plaza en la región latinoamericana.

Igual en la Isla operan más de seis mil 700 molinos de viento, en beneficio de la agricultura y la ganadería. Estos ahorran anualmente 31 mil 624 toneladas de combustibles. Esta cifra no incluye lo que economizan los 270 molinos existentes en la rama azucarera.

El Gibara I es hoy el mayor emplazamiento de su tipo en el archipiélago y el primer campo eólico de potencia media erigido en el país. También es el pionero de la costa norte cubana. Esta franja, según estudios, es la de mejores condiciones para el fomento de esta variante de energía. Sus aerogeneradores son del tipo G-52/850, porque el diámetro que describen las palas al girar tienen 52 metros, y 850 es la potencia de cada máquina.

Tecnología limpia

El Gibara I está diseñado para entregar 5,1 megawatts/hora. Si funcionara a toda capacidad podría economizar al año tres mil toneladas de petróleo.

La tecnología empleada, denominada limpia o ecológica, fue suministrada por la empresa española Gamesa Eólica, con vasta experiencia mundial en la construcción de estas maquinarias. Esa compañía tuvo a su cargo también la puesta en marcha del parque, con un mínimo impacto ambiental para ese ecosistema costero.

El ingeniero José Luis Pifferrer Martínez, director del Gibara I, explica que la energía del viento es directamente proporcional a la altura y a la velocidad del aire, y particularmente en las costas gibareñas los estudios arrojaron altas potencialidades, con un promedio anual de siete metros por segundo.

“Los indicadores más favorables son los que se registran entre los meses de noviembre y enero; en cambio, los de verano suelen ser de mayor calma”, explica Pifferrer.

Entre las diez de la mañana y las once de la noche allí se producen los embates más favorables para el funcionamiento eficiente de los aerogeneradores, horario coincidente con el de mayor demanda al Sistema Electroenergético Nacional (SEN).

Lo que un buen cubano sabe hacer

Desde el pasado mes de mayo, los molinos uno y tres —los únicos en funcionamiento en Gibara I-, han entregado más de mil 200 megawatts/hora al SEN.

Los técnicos de esta instalación explican esta cifra de otra manera: “De cada cien kilowatt/hora que consumió la población y/o la economía en el circuito de La Caridad, este parque entregó 10,8 kilowatt/hora. En ese tiempo, según se estima por el consumo específico bruto de la generación diesel convencional, esos dos aerogeneradores han ahorrado 274,2 toneladas de diesel y por ende se ha dejado de emitir a la atmósfera alrededor de 980 toneladas de dióxido de carbono”, especifica el ingeniero José Fernández.

El resto de los molinos están en perfecto estado, revisados y probados por más de 72 horas, pero no funcionan debido a que el agua de mar deterioró las tarjetas electrónicas de control o autómatas de mando.

Durante la recuperación de las afectaciones del ciclón, realizada en su mayor parte por el personal del parque, se logró poner en funcionamiento las celdas de 34,5 kv y el circuito correspondiente. Además se puso de nuevo en funcionamiento la casa de control, y se reconstruyó la caseta del grupo electrógeno.

El ingeniero José Luis Pifferrer Martínez, indica que cuando pasó el huracán todavía era vigente la garantía de la maquinaria instalada, pero los daños ocasionados por un evento de esta naturaleza no estaban incluidos en ese contrato.

“Ahora tenemos que comprarle las piezas a la firma que nos la suministró. Esto está en trámites de pagos entre los bancos que nos representan y, apenas entren al país, estamos en condiciones de ponerlas a funcionar”, puntualiza Pifferrer.

“Se ha hecho todo lo que un buen cubano sabe hacer para seguir adelante, aunque las dificultades sean muchas”, asegura el ingeniero Fernández, quien no pierde las esperanzas de ver girar muy pronto todos los molinos del parque, inaugurado en febrero del 2008.


Allí siguen combatiendo el salitre, el enemigo número uno de esta tecnología. El joven equipo de mantenimiento —Carlos Pérez, Liubel Díaz, Ángel Fernández y Santiago Castellano—, ha tenido que hacer maravillas para proteger el sensible sistema automático de los molinos. Su mayor aporte fue una pequeña malla para cada respiradero de las estructuras. Esta disminuye la entrada del aire marino al interior de los molinos.

El próximo reto del equipo de Gibara I está ahora en la construcción del segundo parque de la zona, bautizado con el nombre de Gibara II. Ya está en marcha la excavación de los cimientos. Ellos serán los encargados también de echar andar y mantener funcionando los molinos de tecnología china, que deberán entrar en funcionamiento entre el 2010 y el 2011. El mismo aportará 4,5 megawatts/hora, con otros seis aerogeneradores.

Con ese parque el país tendrá 11,7 megawatts de potencia instalada, y nuevas estructuras en el entorno costero para aprovechar los poderes de Aumatex, cuando sople sereno sobre el Caribe.

El mundo de Eolo

Cuando muchos creyeron que era imposible erigir un parque eólico en aguas profundas, los noruegos batieron todos los récords posibles al echar a andar la primera central eólica flotante, a 220 metros de profundidad.
El aerogenerador, llamado Hywind, resiste las violentas tormentas del mar Báltico, gracias a una serie de boyas sujetas en el lecho marino. Esta nueva tecnología permite colocar un molino de viento hasta 700 metros de profundidad y en áreas donde no moleste a los pescadores ni a las aves. Tampoco necesita inhibidores de ruido.
Otro desafío tecnológico ocurrió a mediados de septiembre de este año, cuando los daneses inauguraron el parque eólico marino más grande del mundo: el Horns Rev 2.
La nueva instalación, situada a 30 kilómetros de la costa oeste de Jutlandia, cuenta con 91 aerogeneradores con una capacidad de producción de 209 megavatios. Esa energía equivale al consumo anual de 200 mil hogares. Alrededor del 20 por ciento del consumo eléctrico en Dinamarca procede de esta energía.


Los nuevos proyectos a mar abierto y los que están en fase de desarrollo en la Unión Europea (UE), pronto podrán satisfacer el diez por ciento del consumo eléctrico de esa comunidad. Según el último informe publicado por la Asociación Europea de Energía Eólica (EWEA), de los vientos marinos Europa sacará en pocos años otros 100 gigavatios para su consumo energético, capacidad instalada que evitará la emisión de 200 millones de toneladas de dióxido de carbono a la atmósfera por año.
Con estos aportes, la UE tratará de mantener el liderazgo mundial que hoy posee como región en cuanto a potencia eólica instalada. En el informe reciente de Global Wind Energy Council (GWEC), el viejo continente tenía 65 mil 946 megavatios, un poco más de la mitad de la potencia mundial instalada a finales del 2008, que ascendió para esa fecha a 120 mil 791 megavatios.
Por países, Estados Unidos encabeza el ranking mundial. Le siguen Alemania, España, China y la India. Del otro lado del mundo, América Latina alcanzó 769 megawatts, algo menos del 0,5 por ciento del nivel mundial. En África, Egipto y Túnez son los más aventajados.

Los favores del aire

La energía eólica tiene claras ventajas medioambientales. La referencia más antigua que se tiene del empleo humano de esta energía es un molino de viento que fue usado para hacer funcionar un órgano en el siglo I. Los primeros molinos de uso práctico fueron construidos en Sistán, Afganistán, en el siglo VII. Estos fueron usados para moler maíz o extraer agua.
Como tiene su origen en procesos atmosféricos, debido a la energía del Sol que llega a la Tierra, es totalmente renovable. La industria de la energía eólica en tiempos modernos comenzó en 1979 con la producción en serie de turbinas de viento por los fabricantes Kuriant, Vestas, Nordtank, y Bonus. Para su instalación no es necesario hacer grandes movimientos de terreno, ni arrastres de sedimentos, ni alterar cauces de agua. Tampoco emite a la atmósfera dióxido de carbono u otros gases de efecto invernadero, provocadores del cambio climático.
Gracias a su infraestructura, genera un número importante de puestos de trabajo. Puede instalarse en zonas desérticas, costeras, en laderas áridas y muy empinadas. Igual puede convivir con prados para uso ganadero o cultivos bajos. Para la instalación de los parques es obligatorio ver la situación ornitológica de la zona, aunque con los aerogeneradores modernos se ha reducido el choque con aves.

Blog de Katia Monteagudo

Gibara, a la sombra del higuillo

Publicado el noviembre 1, 2009 a las 10:06am 0 Comentarios

Gibara, a la sombra del higuillo



Por KATIA MONTEAGUDO





Reinaldo Velásquez Calderón observa la bahía de Gibara y aspira el aire salitroso. “Nuestra vida es ese mar”, dice, y de inmediato fija la vista en la masa de agua, y deja que sus pensamientos se deslicen sobre la espuma blanca de las olas que lamen, una y otra vez, la playa de la ensenada.

El paisaje marino lo insita a hablar de su terruño. Casi en un susurro cuenta que por allí llegó el almirante Cristóbal… Continuar

Tras los dones de Aumatex

Publicado el noviembre 1, 2009 a las 7:07am 0 Comentarios

ENERGÍA EÓLICA



Tras los dones de Aumatex



El programa de desarrollo de esta energía deberá aportar para el 2020 más de 500 megawatts a la producción de electricidad de Cuba



Por: KATIA MONTEAGUDO (nacionales@bohemia.co.cu)







El ingeniero José Fernández, especialista principal de la brigada de mantenimiento del parque eólico Gibara I, dice que le echaron un mal de ojo. “En 120 años de estadísticas meteorológicas, nunca se había registrado aquí… Continuar

Muro de comentarios (4 comentarios)

¡Tienes que ser miembro de Blogueros y Corresponsales de la Revolución para agregar comentarios!

Únete a Blogueros y Corresponsales de la Revolución

A las 5:43pm del noviembre 12, 2009, Daniel Ruiz Piriz dijo...
Hola ESPERO CONTAR CON TUS APORTES. UN SALUDO DEL SUR A NUESTRA ISLA SOCIALISTA. BESOS..................AMIGA...........
A las 3:43pm del noviembre 1, 2009, JM Álvarez dijo...
No te preocupes Katia con ese comentario en el que me dices:" no sè que pasa que cada vez que te envio algo no sale, perdona, un abrazo". Yo creo que al menos, la mitad de las opciones de interactuar que hay aqui, las desconozco por falta de tiempo

Cuidate

JM
A las 10:18am del octubre 29, 2009, Katia RUIZ dijo...
Hola tocaya !!! Bienvenida !!!
En 6:55am on octubre 28, 2009, JM Álvarez hizo Katia Monteagudo un regalo...
Regalo
Bienvenida La Habana... ¡Oh, La habana!